Google+ La Gruta De Los Lienzos: Lamia / Strix

lunes, 21 de abril de 2008

Lamia / Strix

Herbert James Draper - Lamia

Nombre griego: Lamia.
Equivalente romano: Strix.

Título: mujer serpiente devoradora de niños traviesos.
Categoría: criaturas malignas.
Mitos relacionados: su romance con Zeus y sus trágicas consecuencias.
Representaciones: mujer con extremidades de serpiente marina y pechos y rostro de mujer.

Procedencia: probablemente Libia.
Padres: Belo y Sibilia, reyes de Libia; Poseidón y Sibilia.
Posible descendencia: Skylla, Akheilos, Sibila Herophile, Sibylla.

LA FÁBULA DE ZEUS Y LAMIA:
Protagonistas: Lamia y Zeus.
Personajes secundarios: Hera.
Lamia había atraído con su belleza el interés de Zeus, con quien engendró varios hijos hasta el preciso instante en el que Hera, esposa de Zeus, descubrió el romance, lo cual la llevó a vengarse de Lamia de una forma terrible.

"Lamia" de Herbert James Draper


En la mitología griega, Lamia era hija de Belo y Sibilia, reyes de Libia, o de Poseidón y Sibilia, dependiendo de la fuente, y era sobre todo reconocida por su aventura con Zeus y su catastrófico desenlace.

La aventura con Zeus y la venganza de Hera.

Lamia se había atraído con su belleza el interés de Zeus, con quien engendró varios hijos hasta el preciso instante en el que Hera, esposa de Zeus, descubrió el romance. Según algunas versiones, Hera se vengó de ella matando a sus hijos, lo que le provocó tanto dolor que Lamia se transformó en monstruo. Sin embargo, la leyenda más extendida cuenta que Hera la transformó primero en un monstruo, obligándola luego a devorar a sus propios hijos y condenándola a no poder cerrar sus ojos, de tal forma que siempre estuviera obsesionada con la imagen de sus hijos muertos.

Sea como fuere, Lamia huyó, en vez de acudir a Zeus y pedir su protección, por lo que éste acabó renegando de ella. Eso sí, le otorgó el don de poder extraerse los ojos para poder así descansar.

Presa del dolor, Lamia fue transformándose en un ser nocturno y viscoso, dotado de extremidades marinas, heredadas quizá del carácter acuático de Poseidón. Además, su desgraciada existencia fue inculcando en ella una creciente envidia hacia las otras madres, la cual la empujaba a seguir serpenteando por el mundo en busca de niños, a los que devoraba para alimentarse de su sangre.

Para asustar a los niños.

La iconografía griega solía representar a Lamia como una mujer con extremidades de serpiente marina y pechos y rostro de mujer y, aunque solía ser femenina, ocasionalmente se la consideraba masculina o hermafrodita.

Con este terrible aspecto y no menos lamentable biografía a sus espaldas, no es de extrañar que las madres de la antigua Grecia adquiriesen la costumbre de amedrentar a sus hijos traviesos con la amenaza de una posible visita de Lamia, que siguió serpenteando por el mundo hasta la Roma clásica, donde los antiguos romanos la adoptaron bajo el nombre de Strix.

Influencias posteriores.

Es probable que este personaje inspirase a John Keats su poema "Lamia", el cual inspiró a su vez a un buen número de pintores.

···


Puedes leer y descargar la versión en PDF de esta entrada en Scribd.

Quizá te interese: la entrada dedicada a Lamia, la mujer serpiente del poema de Keats.
Fuentes: Wikipediala estirpe de Lilith y la web de Juan José Albenza.
Más imágenes: Wikipedia Database.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Te doy la bienvenida a mis mares.
Muchas gracias por verter en ellos tus palabras.