Google+ La Gruta De Los Lienzos: Cenicienta

martes, 24 de abril de 2012

Cenicienta

Cenicienta - A. H. Watson

Obras relacionadas:
Cuento de hadas popular versionado por muchos autores;
“Cenicienta o el zapatito de cristal”, Charles Perrault, 1697;
“Cenicienta”, los hermanos Grimm, 1812.

Psinopsis:
Cenicienta es hija de un comerciante acomodado que a menudo sufre el maltrato de su madrastra y sus hermanastras. Con motivo de las fiestas en el palacio en busca de doncellas casaderas, Cenicienta intentará asistir al baile, viendo una vez más saboteados todos sus intentos. Sin embargo, Cenicienta va a contar con cierta ayuda mágica para materializar sus deseos.

"Cenicienta" de A. H. Watson


Cenicienta es un personaje de cuento de hadas del que existen varias versiones, tanto orales como escritas. Una de las versiones más conocidas es la del francés Charles Perrault (Cendrillon ou La petite pantoufle de vair), quien escribió una versión de la historia oral en 1697. En Alemania, en cambio, es más popular la versión de los hermanos Grimm, que data de 1812 y varía en muchos detalles de la francesa. La factoría Disney realizó su propia versión en 1950, la cual se asemeja más a la de Perrault que a la de los hermanos Grimm.

La versión de los hermanos Grimm.

En la versión de los hermanos Grimm, Cenicienta es hija de un rico comerciante que vive felizmente hasta que su padre se casa con una viuda seis meses después de morir su madre. La viuda, ahora madrastra de la niña, se instala en la casa con sus dos hijas y las tres le hacen la vida imposible a la pequeña, encargada de hacer trabajos sucios y a dormir sobre las cenizas a lado del fogón. Por esto llaman a la joven Cenicienta.

Un día el padre viaja a una feria y pregunta a las tres jóvenes qué desean de regalo. Las dos hermanastras piden hermosos vestidos, perlas y piedras preciosas; en cambio, Cenicienta sólo desea una ramita que siembra en la tumba de su madre, junto a la que medra hasta convertirse en un hermoso árbol. La niña acude a él a contarle todas sus penas, las cuales escucha con atención un mágico pájaro blanco que cumple algunos deseos.

Un día el rey invita a todas las jóvenes solteras de su reino a una fiesta de tres días para que su hijo pueda elegir una esposa. La madrastra y las hermanastras de Cenicienta no quieren que ella asista a las fiestas, por lo cual le ordena que seleccione lentejas de las cenizas. Sin embargo, aunque Cenicienta cumple su encargo con la unas palomas llamadas por el pájaro blanco, la madrastra no le permite ir a las festividades con la excusa de que no tiene un vestido adecuado. Cenicienta va a llorar a la tumba de su madre y el pájaro blanco le da zapatos y un vestido suntuoso de seda y plata, con el que acude a la fiesta sin ser reconocida entre los invitados.

El príncipe se enamora de ella y pregunta su nombre, pero Cenicienta lo rehuye. El tercer día pierde uno de sus hermosos zapatos y el príncipe manda a buscar a la dueña para poder hacerla su esposa. Llegando a la casa de Cenicienta, las dos hermanastras intentan sin éxito calzarse el zapato.

Cenicienta, única persona a la que le calza el zapato, se casa con el príncipe y las dos hermanastras son castigadas por las palomas que las dejan ciegas, picándolas en los ojos.

La versión de Perrault.

Igual que en la versión de los hermanos Grimm, en la versión de Perrault, Cenicienta es hija de un rico comerciante que ha desposado a una viuda con dos hijas que se instala en la casa con sus dos hijas para hacerle la vida imposible a la pequeña; si bien, en este cuento la más joven de las hermanastras es mucho más amable.

Igualmente, el príncipe del reino habrá de escoger esposa en una gran fiesta a la que están invitadas todas las damas del lugar salvo Cenicienta, que también aquí ve frustrada su invitación. El toque mágico en este caso procede de un hada, tía de Cenicienta, quien, viendo el desconsuelo de la muchacha, convierte en carruaje una calabaza y en lacayos y caballos a los ratones y lagartijas que encuentra en una trampa; además, transforma su desharrapado vestido en un hermoso vestido y la calza con unos zapatos de cristal, acudiendo de esa guisa al baile. Eso sí: habrá de volver antes de las doce de la noche, hora en la que el hechizo se deshará.

En la primera noche, Cenicienta deslumbra a todos los invitados y sus hermanastras ni siquiera la reconocen. En la segunda noche, Cenicienta está disfrutando tanto del baile y de la compañía del príncipe que las campanadas de medianoche la sorprenden en palacio, haciéndola huir a toda velocidad, perdiendo uno de sus zapatos en la carrera. El príncipe ordena a un lacayo con la búsqueda de la muchacha, de quién se había enamorado. Llegando a casa de Cenicienta, las dos hermanastras no logran calzarse el zapato, mientras que Cenicienta lo logra con facilidad. En aquel momento aparece el hada y convierte el delantal de Cenicienta en un vestido maravilloso. Las hermanastras no son castigadas, ya que Cenicienta las perdona. Las dos hermanas acuden a la boda de Cenicienta y se casan el mismo día con dos nobles de la corte.




Puedes leer y descargar la versión en PDF de esta entrada en Scribd.

Fuentes: Wikipedia España.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Te doy la bienvenida a mis mares.
Muchas gracias por verter en ellos tus palabras.